Tipología de georradar más común y conocido en obras de canalización o reurbanización de espacios urbanos.

Esta tipología de georradar es la más indicada y utilizada para detectar tuberías in-situ de una forma rápida y en espacios relativamente pequeños. Se utiliza tanto en obras de canalización como en urbanización.

Está formado por un dispositivo con dos o más antenas de distintas frecuencias para poder detectar, en un mismo perfil, cualquier tubería.

Sin embargo, su limitación es que es complicado realizar trabajos de post-procesado y su límite de profundidad de detección suele estar entre los 2 y los 3 metros.

Distintos modelos de georradar multifrecuencia, propiedad de GEOTOPSA.
  • Aviso legal
  • Cookies
  • Política de privacidad